SONY DSC

Que la moda es una forma de expresión está muy claro.

Que hay que tener mucho arte para hacer una buena ilustración, es un hecho.

Pero lo que no está tan claro  es el valor que se le tiene que dar a que hay que tener mucha destreza, sensibilidad artística y habilidad para recrear así de bien un estilismo.

Pero eso hace ella, Lidia Casanova, una artista en potencia en cuerpo y alma. Sus ilustraciones infantiles son “lo más”,  su creatividad la de un genio, y creedme, porque lo he vivido en primera persona, desde una colección infantil futurista, inspirada en una reinterpretación de Pablo Picaso sobre  las Meninas de Diego Velazquez,  hasta recortables como los de antes, fruto de una visita al museo del Traje.

Es que esta chica tiene arte.

Sí, el diseño es arte, es una expresión artística, eso sí llevada al delirio más absoluto por las grandes firmas.

Pero a veces, descubres una prenda, de alguien pequeñito, que se abre camino con un diseño cuidado, casi artesanal, huyendo de la industria a escalas desproporcionadas.

Cuando ese diseño te toca… te inspiras, te transportas, y es en ese momento de inspiración estrema, casi sobrenatural, es cuando mi parte creativa imprime personalidad a esa prenda.

Cuando me crucé con esta chaqueta roja de ” La Condesa“,  la adoré des de el primer momento.

Ella habla por si sola, poco puedo decir, imprime personalidad, proyecta una imagen impactante. De confección impecable, con la suavidad incrustada incluso en su original etiqueta. Un aire circense a mi día a día.

Dios salve a la Condesa, mucho, mucho, mucho tiempo.

La encontraras en Speed & Bacon ( Don Ramón de la Cruz, 26), un espacio único situado  en un patio por el que se accede a través de un antiguo paso de carruajes, en pleno corazón del Barrio de Salamanca.  Su filosofía, más de 300m dedicados a ponérselo fácil a los nuevos creativos , dándoles un lugar donde dar a conocer sus firmas.

IMG_1491

IMG_1210

IMG_1214